Foto mostrando la ubicación del palo de amasar al estirar la masa




Cuando comenzamos a estirar la masa el palo de amasar se coloca en la mitad de la masa y se gira hacia los bordes superiores de la misma, regresándolo nuevamente a su posición inicial.

Este movimiento se realiza en forma contínua ( desde los centros hacia los bordes superiores ) hasta lograr el espesor deseado de la masa.

Una vez que la mitad superior de la masa está estirada se continúa con la parte inferior y para ello se gira la masa quedando la parte estirada en la parte inferior y la inferior apoyada sobre la mesa para comenzar a estirar.

Esta forma de estirarla es conveniente ya que al quebrar el gluten los bordes no se contraen.